Cualquier joven de nuestra diócesis puede participar en las actividades que organiza la pastoral juvenil. Por supuesto, quienes tengan una parroquia o grupo de referencia es allí donde deben vivir y crecer en su fe.

Esto, no es impedimento para salir al encuentro de otros jóvenes y realidades que, como tú, buscan el rostro de Jesús.

Os animamos a descubrir que no sois gotas aisladas sino parte de un mar inmenso de seguidores de Jesús de Nazaret.